Lunes 06 de febrero de 2023 - Edición Nº311

Logística

ÚLTIMA MILLA

Grandes empresas redefinen las devoluciones gratuitas y ponen en la mira el costo de la logística inversa

Los reembolsos implican costos extras para las empresas. El costo de la logística inversa puede suponer hasta el 4 % de la facturación de una tienda en línea. Las grandes compañías reconfiguran su política de entregas


Por: Redacción TYL

El crecimiento del comercio electrónico en Argentina, que se aceleró durante el confinamiento por el Covid 19, provocó que toda la cadena logística se exigiera ante la demanda creciente de entregas rápidas. 

La contraparte no se hizo esperar: este ascenso trajo consigo un aumento considerable de las devoluciones gratuitas de productos, la otra condición ineludible para el e-commerce. Así, a los dos requisitos -envío rápido y gratuito- impuestos por los consumidores usuarios de e-commerce se agregó la tercera condición: que se pueda devolver sin problemas, ni costo extra para el cliente. 

El costo de la logística inversa puede suponer hasta el 4 % de la facturación de un comercio en línea. Esto marca grandes almacenes con estanterías llenas de productos que parecen no tener fin, a lo que se suman las devoluciones, que implican gastos de traslado y de gestión. 

Los reembolsos gratuitos que se hacen a partir de la última milla por insatisfacción del cliente, entrega errónea, producto defectuoso, entre otros motivos; también se han convertido en un medio para convencer y fidelizar al comprador. Pero eso no quiere decir que la logística inversa no genere pérdidas para las empresas. 

La gestión de devoluciones de envío en la última milla, o llamada también la logística Inversa (Reverse Supply Chain), es una etapa de la cadena de suministro que consiste en retornar el producto desde el cliente final hasta el centro de origen. Es decir, devolver el producto del cliente hasta el distribuidor o proveedor. 

Según la consultora internacional con sede en Argentina KPMG, aproximadamente un 25% de los productos o servicios comprados online se devuelven, porcentaje que se eleva a más del 30% si se trata de ropa. Las principales razones por las que los clientes devuelven los productos son las entregas demoradas y los errores desde los centros de distribución o las bodegas de los comercios. 

Según estudios sobre comportamiento del e-commerce en los últimos dos años, el ranking de los productos con mayor devolución a nivel mundial es ropa (54%), seguido por calzado (30%), electrodomésticos (15%), dispositivos móviles (14%) y accesorios para deportes (11%).

Es una preocupación para las empresas por el aumento de costos extras y la reducción del margen de ganancias. Además, implican tiempos de devolución; es necesario más espacio de almacenamiento para mantener el orden, más vehículos de distribución y personal y un sistema automatizado.

Las grandes empresas de alcance global están comenzando a cobrar las devoluciones.

La multinacional española Inditex- dueña de Zara- ha cambiado su política de devoluciones y  empezó a cobrar 1,95 euros por cada devolución que suponga ir hasta el domicilio o a un punto de entrega en más de 30 países. 

También la japonesa Uniqlo lo había hecho desde 2020, cobrando 2,95 euros por devolución online y prohibiendo la devolución en la tienda física lo que se ha comprado en internet.

En tanto, El Corte Inglés, si bien no cobra por las devoluciones que se realizan en tiendas físicas o por correo, sí lo hace en caso de que haya que buscarlo en el domicilio con un costo que varía según el peso del paquete. 

“Las devoluciones gratuitas generalizadas tienen que ir desapareciendo a la larga. Sobre todo, porque tenemos unos objetivos de emisiones de dióxido de carbono y la logística de la llamada última milla, la que va hasta la casa del comprador, no es sostenible”, explica Cristian Castillo, profesor de la Universitat Oberta de Catalunya.

Readaptar el negocio ofreciendo envío a domicilio y devolución instantánea ya no es una opción sino una realidad del comercio que, impulsada por la positiva experiencia de usuario, se está naturalizando y llegó para quedarse.



 

Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias